Hábitos que “matan” su productividad y cómo solucionarlos

productividad¿Ha notado que mientras más herramientas de trabajo tenemos a nuestra disposición para trabajar de manera más eficiente, más distraídos estamos?

Pasamos la mayoría de nuestros días atrapados en nuestras bandejas de entrada y alrededor de nuestros calendarios, sólo para terminar frustrados preguntándonos dónde y cómo se nos fue el día.

Muchas veces nos recargamos tanto que dejamos  muy poco tiempo o energía mental para conseguir el trabajo real.

Pero ¿qué ocurriría si pudiéramos limpiar nuestro horario, tomar menos reuniones, y decir “no” más a menudo? En realidad podríamos lograr algo. Al eliminar estos hábitos comunes de la rutina diaria, nos sentiremos más felices, menos estresados y más productivos. Con esto en mente compartimos en esta nota esta lista publicada por dumblittleman.com

1 . Desplazamientos. Desplazarse hacia el trabajo no sólo consume preciosas horas del día, pero también deja una gran sensación de cansancio y desenfoque. Cambiar el lugar donde se trabaja o vive, para la mayoría no es una opción viable, pero pregúntese si usted puede viajar a una hora diferente del día donde haya menos tráfico y por ende, le tome menos tiempo o, pasar parte de la semana trabajando desde su casa.

2. Revisar el correo electrónico. Muchos de nosotros pasamos la mayor parte de nuestro tiempo, en nuestra bandeja de entrada contestando correos electrónicos en lugar de lograr hacer el trabajo real. Cuanto más mensajes de correo electrónico envíe, más recibirá. Establezca límites de consultar el correo electrónico sólo dos veces al día, y adhiérase a eso. Esto le permitirá trabajar más tranquilo y dedicar más tiempo para otras tareas.

3. Reuniones. ¿Son sus reuniones realmente valiosas? Trate de invertir solo un día a la semana de reuniones y verá como sólo los encuentros más importantes van a sobrevivir.

4. Establecer contactos. Al igual que con las reuniones, el trabajo de hacer contactos (networking) puede ser una pérdida de tiempo si no se sabe administrar bien. Pruebe dejando una cantidad específica de tiempo cada semana para este propósito.

5 . Mantener listas de tareas pendientes. Las  listas largas de tareas pendientes no son útiles. Limpie su lista al final de cada día y de inmediato, escriba las tres tareas más importantes para cuando llegue a trabajar a la mañana siguiente.

6. No delegar. Tratar de hacer todo lo perjudica a  usted y a su empresa. Use el método de Eisenhower de calcular lo que hay que hacer y lo que usted debe y no debe hacer en su rol.

7. No automatizar. Calcule cuánta duplicación de información, importación y exportación, y otras tareas sin sentido hace cada semana. Invierta en una herramienta que puede ayudar a automatizar estos pasos en su flujo de trabajo.

8. Programación con demasiada antelación. Deje de planificar su horario en las semanas o meses venideros. Llenar su calendario significa exprimir importantes tareas del día a día, dejándole sin tiempo disponible y con exceso de trabajo. Cuando usted haga su horario para la semana, estructure en grandes bloques de tiempo libre para las tareas prioritarias.

9. Decir “sí”. Como Warren Buffett dijo, “No se puede permitir que otras personas establezcan su agenda en la vida. “Decir “no” significa que usted tiene tiempo para centrarse en sus propias necesidades, en lugar de servir a los demás constantemente.

10. El uso de herramientas ineficaces.  Aprenda a utilizar el software y las herramientas para su pleno potencial.

11. No tener un sistema. No se puede ser más productivo sin un sistema probado. Busque uno que funcione para usted y adhiérase a éste.

12. Exigir la perfección. Nada es perfecto, y es más importante que su obra esté disponible que perfecta. Concéntrese en la etapa de lograr que las cosas queden “suficientemente buenas” y siga adelante.

13. No reflexionar. No se limite a ir por la vida con prisa. Tome un poco de tiempo cada noche para reflexionar sobre su día de trabajo. ¿Fue un día bueno o malo? ¿Qué funcionó y por qué? Esto puede ayudarle a hacer mejoras al día siguiente.

14 . El uso de las notificaciones. Las notificaciones matan la productividad, por lo que debe mantenerlos en un mínimo. A no ser que sea absolutamente necesario, deje el teléfono detrás. Cierre su correo electrónico para bloques ininterrumpidos de trabajo, y no permita que las distracciones en su entorno.

15 . No pedir ayuda. No deje que su orgullo se interponga en el camino. Usted puede ahorrar horas de esfuerzo en vano por conseguir a alguien que le eche una mano. Pida ayuda si la necesita.

16 . No dar seguimiento de los resultados. Utilice una herramienta, como iDoneThis o RescueTime, para hacer un seguimiento de lo que está haciendo cada día. Estos productos le ayudan a identificar las áreas en las que usted no está siendo más eficiente lo que le permitirá hacer los cambios necesarios.

Incluso si usted no puede hacer frente a todos estos problemas, cambiando sólo algunos de estos comportamientos, aumentará su productividad de manera significativa. Comience con uno a la vez. Una vez que usted comience a tomar acción, se encontrarás más feliz, menos estresado y más capaz de lograr los resultados que desea.

Fuente: cristianos.com, (2014), Hábitos que “matan” su productividad y cómo solucionarlos, Enero 17 de 2014, http://cristianos.com/2014/01/14/habitos-que-matan-su-productividad-y-como-solucionarlos/. Imagen: google

Banner GRANDE